Empresas que crean empleo en España en 2018

Como todos los años, el periódico Expansión (en formato papel) publica el listado de las empresas que crearán empleo en el año. Este fin de semana, ha publicado el estudio elaborado con datos aportados por cien grandes compañías españolas sobre sus previsiones para 2018.

 

Según el estudio, las 100 empresas consultadas crearán cerca de 60.000 empleos en distribución, restauración, automoción, hoteles, auditoría y consultoría, según las previsiones de las propias compañías.

 

Análisis y resumen de la información

 

Agradezco a Expansión, el esfuerzo que realiza en las macroencuestas que de manera periódica lleva a cabo con líderes empresariales, start-ups y grandes compañías sobre la perspectiva de evolución económica, la previsión de crecimiento y creación de empleo de sus respectivas empresas. Es una fuente de información valiosa para los/las profesionales que buscan empleo, y para las empresas que se pueden ver beneficiadas.

 

Del análisis realizado, indicar que de las 100 compañías, he eliminado las empresas y los puestos que en la información aportada por el periódico ya se han generado en el primer semestre, y aquellas en que los puestos son para reforzar campaña de verano, y por lo tanto en un gran porcentaje ya han sido contratados.

 

97 empresas que crearán 48.391 empleos en España

Por lo tanto, del estudio realizado por el periódico Expansión podemos decir que, en este segundo semestre de 2018, 97 empresas van a crear 48.391 empleos en España. Una cifra importante que refleja que se mantiene paulatinamente la recuperación económica.

 

Sectores económicos

Los sectores económicos de las empresas que crean empleo en España son Telecomunicaciones, Tecnología y servicios informáticos, Banca y Aseguradoras, Moda, RRHH, Transporte y Servicios, Industria, Turismo, Energía, Motor, Distribución y Alimentación, Auditoría y Consultoría.

 

 

De las empresas encuestadas, el 62% ya aparecían en el listado de 2017 y solo el 38% se incorporan nuevas en 2018.

↔ Repiten: Accenture, Adecco, Altran, Amazon, BDO, Burger King, Cabify, CBRE, CMC, Compas Group, Consum, Coviran, Damm, Deloitte, Easyjet, Edicom, Edicom, Everis, EY, Ficosa, G&D Ibérica, Grant Thorton, HP, Huawei, Ibermatica, IBM, Indra, ING, JLL, KPMG, Leroy Merlin, Lidl, Mahou San Miguel, ManpowerGroup, Media Markt , Melia, Mercadona, Mutua, Nokia, Norwegian air, PwC, Rodilla, Room Mate, Ryanar, Sanitas, SAP, Securitas direct, Seidor, Seresco, Showroomprive, Sifu, Sogeti, Sopra Steria, Sothis, Telecoming, Telefónica, Telepizza, Volkswagen, Volotea y Vueling.

 

🔝 Nuevas: Acciona, AtSistemas, Banco Sabadell, Barceló, CAF, Calidad Pascual, Comess Group, Cushman & Wakefield, Ence, Endesa, Epson, Gamesa, Globalia, Grupo Fuertes, Grupo Ormazabal, Grupo Uvesco, Iberdrola, LG, Mapfre, MasMóvil, McDonald´s, Miogroup, MKD Automotive, N26, Oesia, Orona, Power Electronics, PSA, Sainy Goban, Sanitas, Savills Aguirre Newman, Stratesys, Tendam, TOUS, Vips, XPO Logístics, Zena Alsea.

Read More

¿Haces todo lo que está en tu mano para encontrar empleo?

Una de las diversas funciones que realizo en mi trabajo y tengo que decir que también, una de las más gratificantes, consiste en impartir un módulo de inserción laboral en cursos gratuitos para desempleados. En ellos, muchos de los  alumnos me transmiten su desconocimiento acerca de los procesos de selección o como hacer un cv adecuado o afrontar una entrevista con probabilidades de éxito. Ese desconocimiento me sigue sorprendiendo.

 

Hay una pequeña parte de la población que investiga en  la red, se prepara por su cuenta o acude voluntariamente a un profesional para que les asesore. Pero hay muchos otros que ignoran cómo afrontar un proceso de selección con las mayores garantías de éxito, no tienen, ni buscan, esas herramientas que les facilitará el trayecto del acceso a un empleo.

 

Están convencidos que hacen todo lo posible para encontrar trabajo y que si no lo consiguen es por culpa de la crisis, del seleccionador, o porque siempre hay mejores candidaturas que la suya, etc. No se molestan en reflexionar si  la razón de no encontrar trabajo está también en ellos.

 

Por duro que suene, una de las cosas que les digo es que si después de un tiempo seguimos en desempleo es el momento de detenernos y  analizar si las acciones que realizamos son las adecuadas y si estoy poniendo todo mi empeño. Es el momento de autoevaluarnos.

 

¿Haces todo lo que está en tu mano? Algunos se molestan cuando les hago esta pregunta pero cuando profundizo con ellos, comprenden por qué se lo pregunto. Comprobamos en la mayoría de los casos, que efectivamente no están realizando todas las cosas que están a su alcance o no lo hacen de la mejor manera. Otros están en su zona de confort y han asumido la situación de desempleo (están desmotivados) y otros son “cursillistas” profesionales.

 

Considero que como orientadora hay momentos en los que se debe apoyar y respetar, pero que sin embargo también hay otras situaciones en las  no se puede endulzar su realidad, y se debe ser franco, afrontando la verdad por amarga que sea. “Si no encuentro trabajo después de llevar tiempo en el desempleo, voy a analizar qué hago mal o qué puedo mejorar”. Creo que ese es el punto de partida para avanzar.

 

Si no encuentro empleola regla de oro es averiguar qué es lo que falla y cambiarlo.

 

  • Actitud Puede ser tu Actitud. Es muy fácil caer en un círculo vicioso: cuánto más desanimado estás, menos ganas tienes de hacer nada: los sentimientos de  tristeza, disgusto o  “sentirse quemado”  impregnan los demás apartados de tu vida y también la búsqueda de empleo. Dejas de enviar currículos porque consideras que no tiene sentido, acudes con una actitud negativa o irascible a la entrevista…y todo esa desidia, desconsuelo, energía  negativa se percibe. Tienes que ser consciente que nadie quiere en un equipo de trabajo a una persona con ese talante.

 

Por lo tanto, sé práctico y realista. Si con esa actitud no consigues tu objetivo de encontrar empleo quizá sea la hora de cambiar y aprender a ser constructivo, ilusionarte, en definitiva motivarte de nuevo.

 

¿Cómo? Dependerá de caso en concreto, la mayoría de las personas tenemos las herramientas en nuestro interior, nos podemos dar cuenta por nosotros mismos si nos evaluamos; también se puede dar la situación de tener cerca alguna persona que nos dé un empujón para impulsarnos hacia delante y avanzar o simplemente nos quite la venda de los ojos; si no, siempre puedes acudir a algún orientador o en última instancia a algún profesional para que te ayude, según sea el caso.

Read More

Estoy Desempleado ¿Cómo enfoco mi Proyecto Profesional?

 Actualizado a 28 de marzo de 2018

 

Cuando nuestro contrato finaliza por los motivos que sean, lo más aconsejable es asumirlo y permitirnos, si es necesario, un rato pequeño para el duelo. Lo que ha ocurrido no lo puedes cambiar, por lo tanto es preferible no anclarnos en pensamientos tristes o pesimistas porque eso no van a modificar que estemos temporalmente sin trabajo.

 

Debemos aceptar nuestra nueva situación. Cuánto antes lo hagamos más pronto cogeremos las riendas de nuestro proyecto profesional. El ser positivo y constructivo son las reglas de oro para afrontar cualquier situación y en este caso, aún más.

 

Para pensar en tu  proyecto profesional debes detenerte  a reflexionar en qué punto te encuentras y en qué puesto o área quieres trabajar a corto, medio y largo plazo. Y analizar si puedes continuar en el mismo sector laboral o si no tienes más remedio que reorientar de alguna manera tu vida laboral.

 

Una vez que has determinado en que quieres desarrollarte profesionalmente, tienes que analizar si dispones de las competencias técnicas (formación y/o experiencia), las destrezas y habilidades que se requieren en ese puesto. Comprobando qué conocimiento, experiencia laboral o  aptitud debes reforzar o aprender, para diseñar el itinerario más adecuado con el fin de alcanzar tu objetivo.

 

A continuación para  que te sea más fácil esa toma de contacto con tu  proyecto profesional, voy a profundizar sobre alguna de las preguntas que me plantean las personas a las que oriento y aportar algún consejo práctico.

 

Para el puesto que quiero desempeñar ¿qué competencias necesito reforzar o aprender?

Tendrás que analizar las competencias técnicas que requiere el puesto, profesión o área a la que te quieres dedicar. Pregúntate si necesitas actualizar tus conocimientos, si dispones de cualificación en el área tecnológica o en herramientas digitales, si tienes la suficiente experiencia laboral o práctica laboral que complemente la que ya tienes para hiper-especializarte o cambiar de sector.

 

Según un Estudio de Randstand research sobre la Digitalización y el empleo, España podría generar un empleo potencial de 1.250.000 empleos hasta 2022 entre los empleos STEM (acrónimo en inglés que sirve para designar las disciplinas académicas de ciencia, tecnología, ingeniería y matemáticas). Esto quiere decir no sólo que las profesiones técnicas tiene un gran futuro sino también cualquier profesión tradicional reconvertida a tecnológica, gracias a la inclusión de competencia digitales.

 

Puedes investigar sobre que competencias y puestos son los más demandado en el siguiente link 

 

Por ejemplo:

  • Si eres auxiliar administrativo contable deberías profundizar en el área de la gestión económica financiera o ampliar tu formación hacia otras áreas como es la laboral, realizando algún curso de nóminas o gestión administrativa de personal. Analizar si hay alguna competencia digital que se esté demandando en tu profesión como conocimiento de SAP, Navisión o Sage despachos.

 

  • Si has trabajado en almacén como operario de logística y desconoces la informática, sería conveniente que te familiarizaras con el office (Word, Excel y Access), o que hicieras alguna formación de software de gestión de almacenes o un curso de Técnico en gestión de stock. Existe un estudio realizado por la Fundasción ICIL sobre Nuevas Tendencias en los Perfiles Logísticos.

 

  • Si eres un profesional de RRHH, es conveniente que aprendas herramientas digitales de gestión de candidatos y candidatas, tener conocimientos de segmentación y publicidad en redes sociales especializadas, entre otras. También puedes acudir en el siguiente enlace a informes sobre redes sociales y mercado de trabajo

 

No debes olvidar que es muy importante conocer el perfil profesional del puesto de trabajo al que quieres optar, ya que te servirá para:

  • analizar puntos fuertes y débiles que debes mejorar. Te incluyo un link con la explicación para que realices un “Análisis de tu perfil ocupacional“,
  • elaborar el curriculum vitae,
  • preparar entrevista. 

     

preguntas previas para elegir la formación adecuada

Es el momento de definir nuestro objetivo profesional, puede que por mucho que nos empeñemos ya no se demande nuestro perfil en este periodo actual y tengamos que readaptarnos o cambiar nuestro rumbo de vida. Aconsejo si no se tiene las ideas muy claras, acudas a un orientador laboral, coach o profesional de RRHH.

 

Una vez que hemos visto la importancia de la Formación en la vida de un profesional, hay que decidir qué CURSO realizar. No todos valen para el cometido de encontrar trabajo o cualificarte, hay que elegir bien el Itinerario Profesional para llegar a tu objetivo. Hay que valorar si es preferible volver a la educación formal y estudiar una titulación académica o si es más adecuado realizar un curso homologado por el Servicio Público de Empleo como un certificado de profesionalidad, o elegir cualquier formación privada.

 

También habrá que contar con qué recursos económicos se cuenta, porque a veces no basta con hacer un curso de unas horas, en ocasiones la formación requiere tiempo y deberás analizar antes de comenzar, el tiempo que necesitas para llegar a tu objetivo y si económicamente te lo puedes permitir, de no ser así antes de comenzar esa carrera de fondo es preferible buscar otras alternativas.

 

Uno de las situaciones más comunes que me he encontrado en mi vida profesional como orientadora laboral, es el caso de personas que acumulan cursos sin ton ni son, sin una línea clara y sin informarse debidamente de cuales permiten acceder al mercado laboral en función de la trayectoria profesional de cada uno. No todos los cursos valen para todos.

 

Algunas personas hacen cursos porque un amigo les dijo que tenían salida, y al comprobar que continúan sin conseguir trabajo hacen otro curso totalmente distinto, convirtiéndose  en una persona muy versátil pero sin utilidad práctica para el mercado laboral. También hay que valorar si la profesión o el área hacia el que te encaminas, requiere a un profesional hiper-especializado o a  un generalista.

 

Un ejemplo práctico, en el caso de haber trabajado toda tu vida de auxiliar de geriatría y querer encaminarte hacia el área de administración, tienes varias posibilidades: una de ellas es  realizar formación ocupacional, y es probable que debas realizar varios cursos y prácticas no laborales antes de encontrar trabajo; otra opción es acceder a una titulación académica bien sea un Ciclo formativo o una titulación universitaria.

 

Formarse es una carrera de fondo, y más si quieres cambiar de rumbo. Las claves a tener en cuenta para elegir correctamente son:

 

  • Autoconocimiento: He analizado como soy, quién soy como profesional (puntos fuertes y débiles),
  • Informarse sobre el mercado laboral
  • Elegir adecuadamente la formación que cumpla con tu objetivo profesional. ¿Existe demanda de esas competencias o formación en el mercado de trabajo?
  • ¿Dispongo para afrontar el reto de re/orientar mi proyecto profesional? de suficiente:
  • solvencia económica,
  • disponibilidad personal,
  • motivación,
  • capacidad de esfuerzo,
  • tiempo. 

 

¿Cuáles son las condiciones laborales con las que estamos dispuestos a  trabajar?

No todos tenemos las mismas. Hay quién no quiere o no puede trabajar en el turno de noche, fines de semana, con un salario determinado, a determinados kilómetros de distancia, etc.

 

A medida que pasa el tiempo de desempleo, alguna de esas condiciones se va flexibilizando y entonces aceptaríamos con los ojos cerrados aquella oferta que anteriormente rechazamos. Por lo tanto, hay que analizar desde el principio  aquellas que en realidad sean insalvables de las que estaríamos dispuestos a aceptar, llegado el momento.

 

¿cómo presentar nuestra candidatura?

En el caso de que se opte debido a circunstancias personales, a ofertas de empleo que no terminan de encajar con nuestro perfil o con nuestras características personales, recomiendo no enviar a las empresas un curriculum tipo.

 

Debemos aprender a destacar en tu historial profesional lo que cada puesto y empresa requiere, y no mencionar aquello que no interese para el mismo. El objetivo es ser seleccionados, así que lo razonable es ajustarnos dentro de lo posible al perfil requerido.

 

Por ejemplo, si eres jefe o jefa de laboratorio y quieres participar en un proceso de selección de técnico de laboratorio y entregas tu cv con toda tu amplia experiencia laboral, tienes bastantes posibilidades que el seleccionador no elija tu curriculum vitae para entrevistar; aunque tu consideres que no te importa trabajar en un nivel profesional menor, también puedes pensar que además así tendrás menos responsabilidad y quebraderos de cabeza, y que económicamente te puedes ajustar.

 

Pero la empresa y por extensión el seleccionador quiere entrevistar  “técnicos”, no “responsables”. Su objetivo es encontrar personas adecuadas al puesto, satisfechas con lo que les van a pagar y evitar cualquier posibilidad de que dejen la empresas por que encuentren otro puesto más acorde a sus capacidades.  Se quiere eliminar la posibilidad que el candidato después de un tiempo se “aburra” con las tareas del puesto ya que dispone de una mayor cualificación, entre otros motivos. Por lo tanto salvo que modifiques tu cv es bastante probable que no te llamen.

 

Adapta tu cv al puesto de trabajo que optas. Por lo tanto, si procedes de un puesto muy cualificado y optas por uno de menor nivel de cualificación, te aconsejo que no detalles el nombre del puesto, en todo caso indica el área o departamento, refleja solo las funciones o tareas que consideres importantes (no todas). En el caso de optar por un puesto no relacionado con tu experiencia laboral, analiza si alguna vez has realizado alguna tarea similar e indícala en negrita. Por ejemplo si has trabajado de personal administrativo y ahora quieres optar  a un puesto comercial, destaca la atención telefónica, trato con clientes o captación comercial, etc.

 

Si bien es cierto que no todas las empresas piensan de esta manera (y es de agradecer), hay muchas que miran más allá del cv y ven a la persona en su conjunto, con sus competencias y valores. Una solución es investigar a la empresa para averiguar de qué tipo es.

 

Siempre aconsejo optar por puestos que encajen profesionalmente con uno mismo y acudir a empresas que compartan nuestros valores, en las que el empleado sea el centro porque solo así existirá una relación “win – win” donde todos ganamos. Pero también soy consciente que no todas las personas pueden acceder a ese tipo de empresas (y de ahí mis consejos). Dependerá de la localidad donde vivan, y de si la dirección o el departamento de recursos humanos sigue gestionando con la filosofía del S.XX y no del S.XXI.

 

¿Cómo diseñar tu futuro profesional?

 Cuando te quedas en desempleo es preferible que en vez de verlo como una “amenaza” y bloquearte, contemplarlo desde la perspectiva de la “oportunidad”, y aprovechar ese tiempo para ser mejor profesional o ser otro profesional distinto que disfrute con su trabajo. Tenemos que aprender a ver el vaso medio lleno y ser proactivos para buscar la mejor manera de encontrar trabajo y ser feliz en el.

 

Si no sabes cómo definir tu proyecto profesional, te recomiendo leer el post que escribí sobre “El Mapa de mi futuro” y también  la web de Mapa laboral, es una herramienta que te ayudará a orientar tu trayecto profesional. Como indica en su página: “te ofrece las coordenadas y las herramientas que necesitas para decidir qué camino quieres seguir. Te propone identificar en qué punto estás. Tu situación de partida puede llevarte a explorar los aspectos que todavía no tienes claros, a decidir dónde quieres llegar y/o a actuar para conseguir tú objetivo. A medida que vayas avanzando puedes registrar las conclusiones en el Portafolios del Proyecto Profesional.

 

Ten en cuenta que Mapalaboral es una herramienta que te ofrece muchas actividades, recursos, informaciones y materiales de apoyo. Quizás no tengas que hacerlo y/o consultarlo todo. Selecciona aquellos aspectos que necesites trabajar y hazlo al nivel de detalle que tu situación requiera.”

 

 Publicado originalmente en Blogempleo.com

 

¿Cómo hacer que tu #AUTOCANDIDATURA sea eficaz?

En este post voy a tratar el tema de la Autocandidatura que consiste en enviar de manera voluntaria el currículum vitae a una empresa que no tiene ningún proceso de selección abierto. Para que el cv no caiga en saco roto y no desperdiciar tiempo ni esfuerzo, debemos ser cuidadosos a la hora de elegir a que empresas nos dirigirnos, y cómo presentar nuestro cv y la carta de presentación.

 

Curriculum Vitae

Cuando preparamos el currículum para la autocandidatura debemos analizar previamente la empresa y revisar en nuestra experiencia laboral que conocimientos, funciones o tareas les pueden ser útiles.

 

Es conveniente transmitir todo aquello que podamos aportar, para ello conviene leerse bien la web y utilizar la misma terminología o palabras que se manejen en dicho portal.

 

Insisto también en  la importancia de reflexionar sobre el Perfil del puesto o área que se está solicitando en la autocandidatura. Hay personas que no  disponen de las palabras técnicas que describan las labores que ha realizado, así que podemos adaptar las que aparecen en la descripción del perfil ocupacional  facilitando que quién lee el cv encuentre en nuestro historial profesional las palabras clave que busca.

 

En función del puesto o área funcional que solicitemos puede ser interesante reflejar las competencias, aptitudes y conocimientos, un ejemplo puedes ser parecido al de Linkedin.

 

Carta de presentación

 En la autocandidatura la carta de presentación adquiere toda la importancia debida, la empresa no está buscando a ningún nuevo empleado, por lo tanto te encuentras en la obligación de dar una explicación de por qué les envías tu cv y porque deberían considerar entrevistarte.

 

Por norma general en el primer párrafo debes indicar porque te diriges a esa empresa en concreto, has tenido que recoger información de ella y ahora es el momento de mencionar sus virtudes y por qué quieres trabajar allí.

Read More

Consejos Prácticos sobre el Curriculum Vitae. 2ª parte

El Curriculum Vitae es la llave de acceso a una Entrevista de Trabajo y por lo tanto una de las cuestiones más importantes en el Proceso de Selección. Por regla general todas las personas cuando hacemos nuestro curriculum, solemos pensar que lo hemos realizado correctamente, acudimos al informe de vida laboral, rebuscamos en la carpeta donde tenemos los títulos de los cursos que hemos recibido  y así es como vamos reflejando fielmente cada dato en lo que será nuestro historial profesional.

 

Como dije en el post anterior acerca del currículum  hay  que adecuarlo  al puesto de trabajo al que lo enviamos.  Pero también debemos cuidar el formato, la estructura y pequeños detalles que sin tener que ver con el contenido hacen que nuestro cv sea ágil de leer, estructurado, agradable a los ojos y que el seleccionador se quede con una buena impresión de nosotros.

 

Revisa tu historial profesional antes de enviarlo. Es conveniente enseñarlo a familiares, amigos o profesionales de la orientación laboral para que te ayuden a encontrar aquellos errores que uno no ve. Ponte en el lugar del reclutador y piensa que si tuvieras que leer aproximadamente 300 currículos, encontrarías en el tuyo el dato clave para seleccionarte, si es adecuado para el puesto  y si sería uno de los 5-15 elegidos para entrevista.

 

1.- Escribir o no “currículum vitae” al comienzo.

Actualmente está de moda no incluir dicha mención, al considerar que es obvio que es un currículum ya que es tu historial profesional

 

2.- DNI / NIE

Sobre incluir o no el DNI, decir que hay divergencias de opiniones. Mi opinión personal es que este dato es útil pero no porque aporte información sobre la persona, sino porque en general todos los currículos van a parar a una base de datos ya sea de Empresas de Trabajo Temporal (ETT), Agencia de Colocación, Empresas u otros. Por norma general la “clave principal” en la base de datos donde guardan nuestro cv suele ser el DNI, nos hace únicos y hace que el reclutador encuentre y diferencia a las personas con nombre y apellidos iguales.

 

3.- Foto

Existe una tendencia acerca de mantener el anonimato en los currículos, son los llamados cv ciegos, y en este caso sin foto. Incluir referencias personales puede significar que el reclutador discrimine la candidatura solo basándose en prejuicios.

Read More

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies